¿Liderazgo o autoridad?

Estando al frente de tus estudiantes puedes volverte un tirano tras ser de lo más amable, sin embargo y no te queda bien porque ya te pillaron lo buena onda que eres o porque no despliegas miedo en ellxs.

Cristina Hernández

Alumni Enseña por Colombia

Fui profesora durante dos años en Cartagena y Bucaramanga. Actualmente soy cofundadora y directora de CuenTeach
l.hernandez@emsenaporcolombia.org

Ser docente es encontrar el punto medio del liderazgo y autoridad. Punto que a mi juicio no encontré en mi primer año y esta es la historia de lo que implica ser una persona autoritaria con una mezcla rara de optimismo desbordado.

Afanada por dejar un proyecto en mi institución educativa y creyéndome una líder tipo heroína y salvadora del más allá y más acá, trabajé con los estudiantes en la construcción de la delimitación de una cancha de voleibol usando más de 6.000 tapas plásticas de botellas recicladas en I.E Jorge artel por la vía perimetral en Cartagena.

Para mi triste sorpresa después de más de uno año de haber gestionado esa labor, hoy es nuevamente un espacio donde crece solo la maleza y la “cancha” soñada no existe.

Me embarga hoy un sentimiento de análisis con frustración sobre lo que hice. Y es más profundo al recordar que tan sólo dos profesores, de más de 20 profesores y 7 administrativos, colaboraron por poco tiempo en su construcción. Tampoco conté con el apoyo de mi compañera participante de Enseña por Colombia. Ahora que escribo esto me pregunto ¿cómo es que no ví que a pesar que me decían que la idea era genial, la verdad es que la cancha no era necesaria?

Y si, precisamente en ese entonces no veía cómo mis palabras no lograban motivar a la mayoría de ellos y cómo muchos estudiantes si lo hicieron, pero que de igual manera algunos lo hacían porque yo era la profe “turista”, ese era uno de mis apodos, y guardaban la esperanza de una nota al final de los exámenes. Y bueno, debo decirlo mis estudiantes costeños buena onda son las personas más colaboradoras cuando te ven metid@ en líos de construcción…

Puedo casi que asegurar que esto no fue un liderazgo. A pesar que finalmente la construimos, me cuestiona mi terquedad, mi ego y mi poca comprensión de que el colegio no veía como prioridad esa construcción y yo, insaciable perseveraba en las gestiones con el coordinador académico y disciplinario para que nos regalara materiales de construcción. ¡¡Gracias Coordi Luis!!. Creo con cierta certeza que fue tan solo mi autoridad la que logró que varios estudiantes conmigo hubiéramos construido esa cancha.

Probablemente tan solo vieron a alguien con la más grande terquedad del mundo junto a algo de autoridad, pero liderazgo no fue. No fue liderazgo porque yo no escuché el contexto y su necesidad, yo no prioricé lo que deseaba y podía gestionar el colegio. ¿usted que piensa?, ¿le ha pasado?…

Hoy por hoy la cancha no se usa y la idea sólo fue eso.

De esto lo que aprendí para mi segundo año en Bucaramanga, otra ciudad de Colombia. Allí logramos con otras dos participantes de Enseña por Colombia crear ¿No hay derecho, mano?, un proyecto que explico en este podcast No 3 de CuenTeach. Así que a día de hoy creo que la paciencia, constancia y sobretodo escucha crea mejores proyectos.


Edición equipo CuenTeach

CuenTeach

CuenTeach

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Traducir